martes, 10 de marzo de 2009

Lobo con piel de cordero


Esopo nos cuenta cómo durante la noche, el pastor tomó al lobo disfrazado con piel de cordero por uno de éstos y lo sacrificó para comer su carne. Evidentemente no se fijó en sus afilados colmillos que le hubieran delatado y que no le dio tiempo a utilizar para defenderse, metido como estaba en el personaje.
Related Posts with Thumbnails